Tratamiento de la bonificación de 20 céntimos por litro de carburante

Una de las medidas contempladas en el Real Decreto-ley 6/2022, de 29 de marzoes la concesión al consumidor, de manera extraordinaria y temporal, de una bonificación de 20 céntimos/litro de combustible que se aplica al precio de venta por parte de las entidades colaboradoras.

Este descuento se divide en una parte estatal, de 15 céntimos, y un mínimo de 5 céntimos que tendrán que asumir las grandes petroleras.

¿Cómo beneficiarse del descuento?

Este descuento se aplica de manera inmediata y directa en el momento de abonar el pago, aunque el precio que aparece en los surtidores sigue siendo el original y vigente en el momento del repostaje. Los usuarios ya pagan el precio bonificado, hecho que constará específicamente en el comprobante de la compra.

¿En qué productos se aplica?

La deducción propuesta por el gobierno, afectará con carácter general a la gasolina 95 y 98, al gasóleo de automoción habitual o «gasóleo A» y gasóleo de automoción de características mejoradas o «gasóleo A+», al gasóleo B, al destinado para uso marítimo, a los gases licuados de petróleo para propulsión de vehículos, al gas natural comprimido licuado para propulsión de vehículos, al gas natural licuado para propulsión de vehículos, al bioetanol, biodiésel y a las mezclas de gasolina con bioetanol o de gasóleo con biodiésel que requieran etiquetado específico.

También dará derecho a la bonificación regulada en este capítulo la adquisición del aditivo AdBlue, según lo recogido en la norma ISO 22241.

¿Pueden los consumidores beneficiarse de otros descuentos?

Aunque la norma aprobada por el Ejecutivo habla de un descuento mínimo de 20 céntimos por litro, las grandes petroleras también continúan aportando rebajas superiores, algunas sujetas a sus programas de fidelización (tarjetas, puntos, etc.).

¿Cómo ha de contabilizarse esta transacción?

-Desde el punto de vista de las estaciones de servicios al por menor, el registro contable sería el siguiente:

tabla 1

Como se puede observar, no afecta a su cifra de negocios lo que deja de percibir lo recupera de la administración.

-Desde el punto de vista de una entidad mayorista, el registro contable quedaría de la siguiente manera:

Las entidades mayoristas que, además, efectúen un descuento, contabilizarán el crédito reducido en el importe de ese mismo descuento.

tabla 2

Con posterioridad, se anotaría el siguiente registro:

tabla 3

-Desde el punto de vista del consumidor final:

El consumidor en su factura está recibiendo una subvención de la explotación, pudiendo quedar registrado de la siguiente forma:

tabla 4

El ICAC también permite que se registre como un menor gasto por suministros, siempre y cuando el importe de la subvención no sea significativo.

La DGT en su consulta vinculante V1035-22 también habla de la consideración de la bonificación como subvención y de su consecuente implicación para el Impuesto sobre Sociedades y el IVA; este último no se verá afectado, ya que se devengará por la totalidad de la venta sin aplicar la bonificación.

 

 

 

Tu opinión nos importa

Sergio Valero AlmodóvarTratamiento de la bonificación de 20 céntimos por litro de carburante

Related Posts